La Habana, Jueves 21 de Febrero de 2019 05:30 am

Leñadores sin pólvora, caen por lechada de 1-0 ante Cardenales de Lara

Compartir :
Tamaño letra:

leñadores-beisbol
La Habana, 6 feb (ACN) Los Leñadores de Las Tunas apenas conectaron cuatro hits frente a igual cantidad de lanzadores de Cardenales de Lara (VEN), que hoy los pintaron de blanco 1-0 en la edición 61 de la Serie del Caribe, con sede en el estadio Rod Carew, de Ciudad Panamá.
 El máximo axioma del béisbol es que los juegos se ganan cuando se anotan las carreras merced al buen bateo de un equipo. Y de eso escaseó hoy la tropa del mentor Pablo Civil, incapaz de descifrar los envíos por encima de las 90 millas de los tres relevistas venezolanos.
 Por los Cardenales abrió el derecho Wilfredo Boscán, quien no superó las 90 millas, pero combinó bien sus envíos, tuvo excelente control, y en 6.1 innings apenas admitió tres hits y retiró a los 12 últimos bateadores que enfrentó.
 Ya en el séptimo episodio, después de retirar a Alfredo Despaigne, Boscán fue sustituido por el derecho Alexis Rivero, quien fue seguido sobre la lomita por los también diestros Ricardo Gómez y Pedro Rodríguez, capaces de maniatar a la batería de los Leñadores con esos veloces envíos que muy poco se ven en el béisbol cubano.
 Por Las Tunas abrió Freddy Asiel Álvarez, quien lanzó seis excelentes entradas a ritmo de tres sencillos.
   En el inicio del séptimo, el torpedero Alexander Ayala cometió error y Civil se decidió por sustituir al derecho villaclareño de Sierra Leona.
 En su rescate trajo al zurdo Yoanni Yera, quien transfirió al fornido Luis Jiménez, y ahí mismo el mánager tunero le pidió la pelota al yumurino y se la entregó al también siniestro pinareño Liván Moinelo. El torpedero Querecuto se sacrificó en toque de bola y Alejando de Aza trajo la carrera del triunfo morocho con elevado al jardín derecho.
 Como se aprecia, la anotación de la victoria llegó sin hits. Los imparables cubanos fueron al aval de Yunieski Larduet, Yurisbel Gracial, Yordanis Samón y Alexander Ayala.
 Del primero al cuarto hombre de la alineación cubana, la cota ofensiva fue de apenas un hit en 12 veces al bate. Así, no se puede ganar en el béisbol.
   Esta fue la segunda derrota en cinco partidos de Freddy Asiel, quien participa en su cuarta Serie del Caribe.  
 Después de este fracaso, a los Leñadores lo único que les resta es ganar los dos partidos siguientes: el de mañana contra Charros de México, y el segundo contra Cardenales de Lara, que lidera el grupo A con dos triunfos sin derrotas.
 Hoy también se enfrentarán Toros de Herrera (PAN) y Cangrejeros de Santurce (PUR), por el grupo B.