All for Joomla The Word of Web Design

Cuba garantiza la seguridad de los trabajadores ante la COVID-19

La Habana, 20 ene (ACN) La mayor de las Antillas garantiza la seguridad de los trabajadores durante la pandemia de la COVID-19, una enfermedad que acentúa considerablemente los riesgos laborales, constató un estudio publicado en la Revista de Información Científica para la Dirección en Salud, en su edición número 34.

Una mirada al riesgo laboral multisectorial durante la fase de recuperación de la COVID-19 en Cuba es el nombre del artículo, en el cual se señala que los principales focos del nuevo coronavirus registrados en la nación se localizaron en centros de trabajo, según la literatura disponible en formato digital en el período de junio a julio de 2020.

La variante de SARS-CoV-2 posee una alta infectividad y baja patogenicidad, y la limpieza y la desinfección con productos químicos resultan claves para frenar el contagio, añade el texto.

No obstante, la higiene frecuente de las manos se asoció con una mayor incidencia de dermatitis en esa zona, al contrario del protector facial.

Se identificó como peligro que el personal de los servicios esenciales, con un trabajo habitual físicamente exigente, está expuesto a una duración mayor de la jornada laboral, carga adicional y alta presión debido al superior número de empleados ausentes, lo cual puede originar trastornos musculo-esqueléticos.

Evidenció además que, aunque disminuyen los accidentes debido al uso constante de equipos de protección, es preciso mantener la vigilancia, pues el estrés y la fatiga en situaciones de esta índole pueden incrementarlos.

Otro aspecto de igual importancia es el psicosocial, ya que el miedo y las incertidumbres sobre la patología y la contaminación pueden crear susceptibilidad a enfermedades mentales e inducir al estrés.

Respecto al distanciamiento social, los estudiosos indican que esta recomendación no cubre actividades fundamentales para la sociedad, como la realizada por los profesionales de la salud, quienes enfrentan una alta probabilidad de contaminación.

Asimismo, pueden considerarse en riesgo profesional quienes laboran en ocupaciones cercanas al público y especialmente en las esferas de servicios funerarios, transporte de emergencia, limpieza en instalaciones sanitarias y de urgencias, y laboratorios.

Actualmente, ante el incremento de los casos de COVID-19 en Cuba, se refuerzan las medidas para la contención de los contagios en los territorios en fase de transmisión autóctona limitada.

De manera general, se impone el uso obligatorio del nasobuco en lugares de alta concentración de personas, el distanciamiento físico, la prohibición de la entrada de aquellos con síntomas respiratorios a los centros de trabajo, y la desinfección de las manos y las superficies.

Se fomenta el trabajo a distancia, con garantías salariales también para los aislados, se protege a las embarazadas, a las madres con niños pequeños y a los grupos más vulnerables, y se suministran los equipos de protección necesarios para quienes tratan con pacientes positivos y sospechosos de portar la enfermedad.

Al cierre de este martes, se confirmaron 349 nuevos casos de COVID-19 en la nación antillana, cinco fallecidos y 277 altas médicas, escenario en el que José Ángel Portal Miranda, ministro de Salud Pública, ha resaltado la necesidad de elevar la percepción de riesgo.

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar