All for Joomla The Word of Web Design

Productos naturales cubanos con acción sobre el sistema inmune

0-17-planta-anamu.jpg

La Habana, 17 nov (ACN) Más allá de la tradición y los usos etnomédicos de las plantas medicinales a nivel mundial, en Cuba existen investigaciones que avalan el efecto inmunomodulador de determinadas especies vegetales, y entre ellas el anamú (Petiveria aliácea) ha sido quizás la planta mejor estudiada por el Centro Nacional de Investigaciones Científicas y el Laboratorio Farmacéutico Oriente.

Esta última empresa, adscrita a la OSDE BioCubaFarma, tiene registrada ante la autoridad reguladora la forma farmacéutica tabletas de anamú 400 miligramos, como medicamento de origen herbario indicado en la inmunodeficiencia celular en adultos, explicó a la Agencia Cubana de Noticias el doctor Johann Perdomo, jefe del departamento de Medicina Natural y Tradicional (MNT) del Ministerio de Salud Pública (MINSAP).

Otro de los productos naturales disponibles en el país con acción sobre el sistema inmune es el Nutrisol, suplemento nutricional producido por Labiofam a partir de una mezcla de componentes de savia de pseudotallo de plátano (Musa paradisiaca), propóleos y miel de abejas, precisó el funcionario.

Según el especialista, se recomienda su uso profiláctico o adyuvante en personas con desórdenes del tracto gastrointestinal, así como del sistema inmune asociados a procesos infecciosos o crónicos.

Asimismo, enfatizó que a las opciones de las plantas medicinales se suman los medicamentos homeopáticos, y en tal sentido y de forma progresiva se ha ido extendiendo la distribución de PrevengHo-Vir por todo el país, como elemento incorporado a las estrategias de prevención del MINSAP para el enfrentamiento a la COVID-19.

Registrado por el Centro para el Control Estatal de Medicamentos, Equipos y Dispositivos Médicos (CECMED), autoridad reguladora de medicamentos del país, ese fármaco se recomienda en la prevención de la influenza, enfermedades gripales, dengue e infecciones virales emergentes, siendo de utilidad su empleo en condiciones de riesgo epidemiológico.

En Cuba el Cuadro Básico de Productos Naturales también cuenta con AliviHo-Inmune, otro complejo homeopático que en este caso se recomienda a partir de la acción específica de cada uno de sus componentes, como estimulante auxiliar del sistema inmune, particularmente en pacientes en recuperación o convalecencia, aseveró el doctor Perdomo.

Otras modalidades terapéuticas de la Medicina Natural y Tradicional son la Fitoterapia y la Homeopatía, por sus potencialidades de incrementar la capacidad de respuesta del organismo de forma general ante las enfermedades, y especialmente en el caso de la estimulación del sistema inmune.

El doctor Perdomo precisó que actualmente se desarrolla un ensayo clínico sobre el valor de la ozonoterapia administrada por vía rectal, como complemento del tratamiento convencional en el paciente con diagnóstico de COVID-19.

Mediante la investigación y el desarrollo de nuevos productos se continuará ampliando el abanico de posibilidades de la MNT, para fortalecer la inmunidad y la resistencia del organismo ante diversas enfermedades, subrayó el galeno.

Desde nuestra más remota historia, a la llegada del almirante Cristóbal Colón a Cuba, y hasta los tiempos actuales, cuando el país combate la epidemia de COVID-19, los cubanos han utilizado ininterrumpidamente las plantas medicinales para prevenir o curar enfermedades.

Ejemplificó el directivo del MINSAP que durante los últimos meses se ha incrementado la producción y el consumo de jarabes como el de orégano, aloe e Imefasma para tratar infecciones respiratorias agudas.

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar