All for Joomla The Word of Web Design

Medicina deportiva en Congreso Internacional de Ortopedia

ortopedia_camaguey.jpg

Camagüey, 25 sep (AIN) La reconstrucción del ligamento colateral del codo en atletas de alto rendimiento, fundamentalmente de béisbol, concentró en esta ciudad, la atención de buena parte de los delegados al XXVI Congreso Internacional de la Sociedad Cubana de Ortopedia y Traumatología.
   Este tratamiento quirúrgico, aplicado por un colectivo de especialistas del Complejo Científico Internacional Frank País, emplazado en la capital de Cuba, ha permito la reincorporación de más del 80 por ciento, de los 18 deportistas intervenidos desde 2008, a sus niveles de rendimiento pre-operatorios.
   Ante lesiones de este tipo, vistas mayoritariamente en los serpentineros, los expertos proceden, mediante la técnica de origen norteamericano DANE TJ, al injerto del tendón palmar menor, de la mano contraria a la que usa el pitcher, lo cual produce un mínimo daño a los tejidos blandos, y permite lograr un resultado similar al empleo de métodos conservadores.
   Liván Peña, especialista del hospital Frank País, comentó a la AIN que, estas complicaciones, aunque se presentan en cualquier práctica deportiva, abundan en los pitcheres  debido a errores técnicos y exceso de lanzamientos, y provocan dolor, disminución de la velocidad, cansancio, pérdida del control y estabilidad en el brazo.
   El cirujano ortopédico reseñó que después de la intervención el atleta debe estar fuera de competencia alrededor de un año, solo incorporarse cuando desaparezca el padecimiento, y desarrollar su carrera por unos cinco o siete años más, razón por la cual la cirugía pierde objetivo en jugadores de bajo rendimiento o aún miembros de la categoría de menores.
   Durante el debate originado entre los médicos se recomendó respetar las normas básicas de lanzamientos por partidos en el béisbol y reducir el número de disparos de rompimiento, además, de  trabajar en la prevención de este padecimiento desde tempranas edades.    

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar