La Habana, Jueves 30 de Marzo de 2017 02:41 am

Otros sitios de ACN    Fotografia          Radio

 
  

Hablemos correctamente: frases mal empleadas

Compartir :
Tamaño letra:

Elio Delgado Legón.jpg

La Habana, 7 mar (ACN) Hoy me voy a referir a algunas frases que se usan indiscriminadamente y las leemos en todas partes y las escuchamos en los medios, sin que nadie se detenga un momento a pensar en su significado o si están bien empleados.
   Veamos algunos ejemplos:
   Canasta básica: se define como un conjunto de bienes y servicios indispensables para que una persona pueda cubrir sus necesidades básicas mediante uso de su ingreso.
   Por lo tanto, no es correcto denominar canasta básica al grupo de alimentos que se venden a precios subsidiados, controlados por la libreta de abastecimiento.
   Podría llamarse canasta subsidiada, canasta de productos subsidiados, etc. Pero no canasta básica, pues no cubre todas las necesidades básicas, sino una parte.
   Ventas al Estado: con frecuencia encontramos informaciones que hablan de ventas de productos agropecuarios al Estado, o lo que es peor, entregas al Estado.
   Sin embargo, el Estado es un ente político que no se dedica a comprar ni vender ningún producto.
   Lo correcto en esos casos es venta a la empresa de acopio o a la industria láctea, en el caso de la leche o a la empresa cárnica, etc., pero no al Estado.
   Época republicana: varias veces he leído en informaciones que se refieren al período de la pseudorrepública, o sea, antes del triunfo de la Revolución, que se le denomina época republicana; sin embargo, Cuba no ha dejado de ser una república.
   Antes de la Revolución era una república mediatizada, oprimida, esclavizada por el imperialismo y desde 1959 es una república plena, libre, digna, pero sigue siendo una república.
    Caída en combate del Che: también se comete el error de referirse a la muerte del Che como caída en combate; sin embargo, es bien conocido que el Che fue herido en combate, pero no de gravedad y su arma fue inutilizada, por lo que cayó prisionero, y al día siguiente el agente de la CIA Felix Rodríguez Mendigutía ordenó su asesinato y fue cobardemente baleado y luego enterrado en un lugar secreto para que  no pudiera ser encontrado.
  Por tal motivo, siempre para referirse a la muerte del Che hay que decir su asesinato, no su caída en combate.

Comentarios   

 
+1 #1 julio juan leandro 10-03-2017 15:49
saludos, Elio.
Te sugiero que cuando tengas una buena cantidad de gazapos y gazapitos, prepares un libro para que la nueva generación y la vieja (como yo) sigamos aprendiendo con tu magisterio pedagógico. Y que tal vez sea editado y presentado en una Feria Internacional del Libro.
Un abrazo, profesor.
Citar | Reportar al moderador
 

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio

Código de seguridad
Refrescar