Desde Tokio, delegación cubana con nuevo saludo anti COVID-19

Escrito por Carlos González Rego

Desde Tokio, delegación cubana con nuevo saludo anti COVID-19

La Habana, 11 ago (ACN) Además del meritorio decimocuarto lugar por países con el botín de siete medallas de oro, tres de plata y siete de bronce, la delegación olímpica cubana trajo desde Tokio una nueva propuesta de saludo anti COVID-19 que ayudaría a contribuir con el necesario distanciamiento ante la delicada actual situación en Cuba.

Resulta que desde marzo de 2020 se orientó el puño, después llevarse la mano al corazón, pero nunca está de más esta nueva modalidad que puede ampliar la separación entre los saludados, pura copia de la variante utilizada por los japoneses desde hace mucho tiempo.

Leer más: Atletismo cubano, alegrías y deudas en Juegos Olímpicos de Tokio

Todos conocemos de lo que les comentaré, pues quien no sabe que los nipones se saludan inclinando la cabeza al frente, que lo mismo puede hacerse a varios metros de distancia e incluso lo utilizan mucho en función de pedir disculpas o solicitar permiso.

Sería bueno que se divulgara por las diversas vías de comunicación, en especial en las conferencias de prensa del Doctor Durán.

Hasta el simpático Chamaquili, pero muy acertado en sus mensajes bien recibidos en todos los hogares del país, ha sugerido con su graciosa forma de comunicarse con el pueblo, pudiera contribuir a establecer el saludo japonés.

Por estos días de aislamiento en el hotel Tulipán, muchos de los integrantes de la delegación olímpica cubana ponemos en práctica la variante japonesa cuando las atentas y efectivas camareras que reparten todos los días las solicitudes hechas por teléfono los servicios de desayuno, almuerzo y comida en cada una las habitaciones.

Pero no solo distribuyen los alimentos y recogen los platos, así como limpian las habitaciones, pues nunca faltan los buenos consejos con el cumpliendo estricto del distanciamiento y con el inseparable nasobuco.

Leer más: Tokio 2020 dice adiós y lanza un mensaje de esperanza

Nada, que la esmerada atención recibida en el incómodo, pero necesario aislamiento por los deseos de materializar el reencuentro con la familia y amistades, supera todo durante los cinco días de cuarentena.

Por ejemplo, se podrán imaginar al boxeador Julio Cesar La Cruz, quien en Tokio 2020 conquistó su segunda medalla de oro, botín de primer nivel que se completa con sus cuatro títulos mundiales y una presea de bronce, celebra este jueves sus 32 años de vida.

Ya habrá tiempo para celebrar y disfrutar en compañía de sus seres queridos y seguidores, ahora lo que toca es cuidarse para cuidar a los demás con responsabilidad y disciplina.

Y todo eso lo encontramos en el hotel Tulipán, uno de los tantos centros de aislamiento que existen en Cuba para los viajeros que arriban al país.

Mis respetos y agradecimiento para sus trabajadores, quienes merecen el saludo a lo japonés, una modalidad que pudiera implantarse en la mayor de las Antillas en función de combatir y derrotar al nuevo coronavirus y poder celebrar la victoria al igual que nuestros deportistas lo hicieron Tokio, donde demostraron estar preparados, seguros y competitivos.

Visto: 160

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar

Medallero Portada