Lamentan fallecimiento de eminente científico cubano

Lamentan fallecimiento de eminente científico cubano

La Habana, 9 sep (ACN) La Delegación en La Habana del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA) lamentó hoy la muerte de Roberto Castellanos Pérez, quien estuvo al frente de ella desde 1994 hasta 2015.

Con profundo dolor informamos sobre el fallecimiento este jueves, a los 77 años de edad, del Doctor en Ciencias Roberto Castellanos Pérez, señala la institución en torno al deceso del hombre que la presidió desde 1994, cuando surgió el CITMA, y durante 21 años, fecha en que se jubiló por problemas de salud.

No obstante, continuó esta vez en calidad de asesor hasta su desaparición física.

Recuerda en su síntesis biográfica que en 1960 se incorporó a la Asociación de Jóvenes Rebeldes, en 1961 participó en la Campaña de Alfabetización en la brigada Conrado Benítez, en 1969 concluyó sus estudios de Medicina; en 1981 realizó un postgrado en Suecia, donde obtuvo el título de Maestro y posteriormente el de Doctor en Ciencias en La Habana.

Castellanos Pérez formó parte de la Unión de Jóvenes Comunistas al constituirse en 1962, de las Milicias Nacionales Revolucionarias y de la Federación de Estudiantes Universitarios, y en 1970 ingresó en el Partido Comunista de Cuba.

Prestó servicios en el Centro Nacional Investigaciones Científicas, fundador de sus laboratorios de Bioquímica Clínica; participó en la creación del Centro Nacional de Sanidad Agropecuaria en la actual provincia de Mayabeque, y llegó a ser uno de los iniciadores del Ministerio de Educación Superior.

El experto sobresalió por la redacción de artículos y libros, impartió cursos en Suecia, Cuba y otros países, estuvo en eventos científicos nacionales e internacionales, y publicó materiales en revistas nacionales e internacionales en la esfera de Bioquímica.

Impartió conferencias sobre la Biotecnología y el Sistema de Salud cubanos en la Reunión Anual de la Asociación Estadounidense para el Avance de la Ciencia, en el Centro David Rockefeller para Estudios de América Latina y en la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard.

De 1985 a 1995 se desempeñó como vicepresidente de la Academia de Ciencias de Cuba y también encabezó el Comité de Intercambio Científico-Técnico Cuba-Japón, desde su fundación hasta el 2015.

Durante dos décadas tuvo la responsabilidad de la dirección, elaboración y desarrollo de programas científico-técnicos en Biotecnología Agrícola, Biomedicina e Industria Médico Farmacéutica, figuró en el grupo constitutivo del Polo Científico del Oeste de la Capital, por iniciativa del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz.

Por sus méritos como revolucionario y científico recibió una considerable cantidad de reconocimientos, distinciones y medallas, incluida en 2001 la Orden Carlos J. Finlay, que otorga el Consejo de Estado de la República de Cuba.

Lea también: Rosbell Bosch, el más joven de la seguridad nuclear en Cuba

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar