La Habana, Domingo 08 de Diciembre de 2019 03:41 am

 ACN Hoy  Reforma Constitucional  Más que médicos Bloqueo                           Otros sitios de ACN    Fotografia          Radio

 
  

Convención internacional protegerá más especies de animales cubanos

Compartir :
Tamaño letra:

 

2411-CITES-logo.jpg

La Habana, 24 nov (ACN) Más animales cubanos aparecen entre los protegidos por la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de la Fauna y Flora Silvestres (CITES, por sus siglas en inglés), informó en esta capital un experto en la materia.

En la relación figuran, entre otros, los tiburones makos y dientusos (Isurus oxyrinchus e Isurus paucus), lagartos endémicos como 15 gecko (Sphaerodactylus) y nueve que incluyen a todos los Camaleolis y algunos anolis gigantes como el A. equestris, explicó a la Agencia Cubana de Noticias José Alberto Álvarez Lemus, de la Autoridad Administrativa de la CITES en el país.

Aclaró el Máster en ciencia que esas últimas ya estaban preservadas por la Resolución 160 de 2011 del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, debido a que son amenazadas por el comercio ilícito internacional.

Álvarez Lemus, especialista del Departamento Biodiversidad y Bioseguridad, de la Dirección de Control Ambiental de la Oficina de Regulación y Seguridad Ambiental, anunció que el listado entrará en vigor el próximo martes como resultado de los acuerdos suscritos en la XVIII Conferencia de las Partes de CITES, efectuada en agosto pasado en Ginebra, Suiza.

Señaló que aunque entrará igualmente en los anexos la madera de cedro (Cedrela odorata) y todas las especies del género, se pospone su puesta en marcha hasta el 28 de agosto de 2020, con la finalidad de que las autoridades, productores y comerciantes adopten las medidas para garantizar el control del comercio de esa especie.

Cuba es uno de los Estados Parte de la CITES desde 1990, y mantiene bajo control principalmente a la tortuga marina, el cocodrilo, el manatí, la iguana cubana, el majá de Santamaría, la cotorra, el catey, el gavilán, el sijú, la palma corcho, el guayacán, las orquídeas, los cactus, las zamias y los delfines.

El texto de la Convención quedó redactado en una reunión en 1963 de los miembros de la Unión Mundial para la Naturaleza:Lo acordaron en un encuentro en 1973 en Washington y entró en vigor el 1 de julio de 1975.

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio

Código de seguridad
Refrescar

Especiales (3)

El trabajo es una de las fuentes de riquezas para el desarrollo de cualquier sociedad, y en la cubana es un derecho y deber establecido, que garantiza a cada ciudadano la posibilidad de dar su aporte en cualquier esfera.

Era el siete de diciembre de 1989, hace ya 30 años, y el pueblo cubano rememoraba el aniversario 93 de la caída en combate de Antonio Maceo y de su ayudante Panchito Gómez Toro, pero en esa ocasión el homenaje a nuestros próceres independentistas, también se extendería a honrar a los cubanos contemporáneos  caídos en las gestas internacionalistas en otras tierras del mundo.

Considerado el corazón del Centro Histórico de la ciudad de Camagüey, el emblemático Parque Agramonte deviene hasta la actualidad escenario de algunos de los sucesos políticos, culturales y sociales más relevantes de la urbe a lo largo de sus más de cinco siglos de fundada.

Cuando en noviembre de 2018, Jair Bolsonaro, presidente de Brasil, anunció la salida de los galenos cubanos del programa Más Médicos, voces en protesta se escucharon en esa y otras naciones del continente, por considerar el hecho una barbarie contra la población desposeída y marginada de ese país, que en su mayoría anteriormente carecía de asistencia médica por vivir en zonas intrincadas y, en el peor de los casos, no tener dinero para pagar las consultas.

La precaria asistencia hospitalaria, el predominio de la medicina privada y de la pobreza generalizada eran el denominador común de los servicios de salud en Cuba durante la etapa neocolonial, cuando regían gobiernos de turno, lacayos de los intereses de Estados Unidos.