All for Joomla The Word of Web Design
×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 80

A Roberto Ruiz lo miraban 100 veces de arriba abajo para creerlo. Los padres de alumnos pertenecientes a la Escuela Primaria Francisco Vega Alemán, ubicada en la barriada de Peñas Altas, en la ciudad de Matanzas, quedaban sorprendidos cuando el muchachón de apenas 24 abriles respondía con una sonrisa dibujada “soy yo el director de la escuela”.

Tan exigente con sus pupilos como gran conversador, así es Julio Mendieta, avezado entrenador que ha dedicado parte importante de su vida al deporte de la lucha, en el que ha cosechado éxitos en los más fuertes escenarios competitivos.

Sus vecinos y compañeros de trabajo la conocen por Lupe, que en algunos países significa “Río de amor”, aunque su  verdadero nombre es Guadalupe Amador Zúñiga, muy querida y respetada en la Empresa Azucarera Ciego de Ávila, y en otros muchos lugares avileños.

Jamás pude pensar que el entrevistado moriría pocos días después de un admirable diálogo, pero quiso el destino, como dicen por ahí, que este periodista fuera de los pocos en conocer su parentesco con “El Águila de la Trocha”, y el último en escucharle hablar al respecto.

Desde hace apenas dos años una imagen es casi venerada en la Universidad Central Marta Abreu de Las Villas (UCLV), el sitio más fotografiado de la institución, el emblema que la caracteriza, el lugar adonde van los estudiantes y trabajadores y los visitantes y los niños de la escuelita cercana y los que se casan y los que se gradúan; y allí irremediablemente, todos dejan flores.

Blanca Rosa Vega es una titiritera argentina que llegó por primera vez a la Jornada Títeres al Centro, en Ciego de Ávila, para como magnífica artista y mujer espectáculo, mostrar a los avileños su enorme capacidad para desdoblarse en una muñeca llamada Amanda o en los personajes de papel de El Reino del Rey No.

Desde que en Cuba existieron computadoras muy grandes y apenas se conocían los disquetes para almacenar datos, hasta la actualidad inundada por teléfonos móviles y tabletas, han transcurrido más de 30 años de fascinante historia, entre cuyos protagonistas figura una granmense inteligente y apasionada.

Nuevamente está en acción en espera de la próxima zafra azucarera, junto a varios mecánicos acondiciona cosechadoras, camiones, tractores y otros medios con vistas a la inminente campaña.

Desde niño, el camagüeyano Alexei Hernández Fillor sabía que lo suyo eran las tareas del campo, sin embargo, tal vez sus aspiraciones aún no llegaban tan lejos como para imaginarse que con solo 32 años sería el Delegado del Ministerio de la Agricultura más joven del país, en este caso al frente del sector en el municipio Guáimaro, de la provincia de Camagüey.

Ana Regla Mola Rodríguez es como un ángel muy peculiar en el museo Casa Natal de Carlos Manuel de Céspedes. Ella parece hablar siempre desde el alma, con mezcla de energía y belleza. Fundadora de la institución, el 30 de septiembre de 1969, jamás se ha separado de ese lugar. Tal vez porque su amor a la historia y Céspedes resulta demasiado fuerte.

Rosalina Fournier Frómeta, única guantanamera miembro del Consejo de Estado de la República de Cuba y directora general de la Empresa de Diseño e Ingeniería (Genedis), constituye un ejemplo de permanencia ininterrumpida en un centro de trabajo, y de amor hacia él.

Desde que el 26 de octubre en la noche el reparto Raúl Sánchez entrara en cuarentena debido al aumento del número de casos confirmados de COVID- 19, Yusimy García Castellano supo que no debía quedarse tranquila en casa y desde ese momento alternó sus responsabilidades en la emisora provincial Radio Guamá con las de voluntaria en esa zona.

Ante los niños debemos ser ejemplo y Osmany Mejías Pérez lo sabe. Por esa razón, en su afán de llegar puntual, se despoja de la camisa de mangas largas, el pantalón verde olivo y las botas de goma que le acompañan, desde las cinco de la mañana, entre corrales y el surco; incorpora otro vestuario y, en bicicleta, parte hacia la escuelita primaria donde los pequeños le llaman el maestro de inglés.

No lo toma por razones de salud, pero ni la embestida de las hormigas o las largas y duras jornadas han logrado quitarle a la cubana Idalmis Vicet Calderín la voluntad de trabajar en los campos de café, donde- además de ganar el sustento- satisface su deseo de ser útil a la sociedad.

A Nancy Arencibia Brito le trastocó la existencia la COVID-19, enfermedad con la cual se contagió insospechadamente, y como para lo fue para muchos otros pacientes en el mundo, resultó una desgarradora experiencia sentir el sonido de los equipos médicos funcionando o estar acoplada a un respirador artificial en la sala de terapia intensiva de un hospital.

Más artículos...