Camagüey aspira a la recuperación ganadera en 2022

0103-ganadería.jpg

Luego de un año de complejidades económicas y sociales agravadas por la pandemia de la COVID-19 en Cuba y a nivel mundial, donde se afectaron la mayoría de las producciones y los servicios, la provincia de Camagüey termina el 2021 con una ligera recuperación que hace augurar un 2022 con mejores resultados.

El recrudecimiento del bloqueo económico, comercial y financiero de los Estados Unidos también incidió notablemente en los procesos para la producción de alimentos.

Sobre todo renglones agropecuarios fundamentales, entre ellos la ganadería identificativa de este territorio cubano, ya perfila --en los últimos dos meses-- un sustentable incremento en la producción de leche, lo cual está dado por la aplicación , aunque retardada, de algunas de las más de 60 medidas aprobadas para incrementar la producción de alimentos.

Si bien ocurrieron aspectos objetivos con medios y recursos, también se evidenciaron en la ganadería problemas subjetivos a la hora de lograr aun con limitaciones, exigencias y controles mayores en una rama donde la carencia de alimentación, gestación de vacas, y cuidado del ganado, provocaron la caída de resultados que años anteriores eran halagüeños.

De ahí que las disposiciones económicas, financieras y de mejora de infraestructura que emprende el país, poseen dentro de sus objetivos propiciar a mediano plazo la recuperación de la ganadería bovina, e incluyen lo relacionado con la autorización del sacrificio, consumo y comercialización y un sistema de precios que significan un mayor estímulo a los productores.

Hasta la fecha, más de mil productores camagüeyanos han sacrificado dos mil 916 cabezas de ganado para su venta liberada, luego de cumplir el encargo estatal y otros requisitos que se tienen en cuenta para garantizar el crecimiento de la masa, especialmente de las vacas, lo cual favorece, además, el sentido de pertenencia hacia el cuidado de los animales y un crecimiento sostenido de las producciones de la ganadería.

Desde noviembre último en Camagüey se aplica el valor del litro de leche de vaca fresca a 20 pesos, y a su vez se paga el sobrecumplimiento en los tributos del alimento, mediante el pago en Moneda Libremente Convertible (MLC), lo cual deviene en estímulo adicional contenido de igual manera en las transformaciones que promueve hoy la nación.

Más de cuatro mil ganaderos de la provincia se han beneficiado hasta el momento con los nuevos pagos normados, a partir del cumplimiento y sobrecumplimiento de sus producciones de leche de vaca fresca.

Un total de nueve mil 200 productores entregan leche actualmente en esta región con destino a la industria y los resultados cierran por debajo de lo previsto.

De la autorización del sacrificio de ganado se han beneficiado las propias comunidades donde están enclavadas las cooperativas, y los campesinos han aportado carne a centros hospitalarios y de aislamiento vinculados a la COVID-19, y llevado sus ventas de carne a personal de Salud Pública.

Otro de los programas incluidos en el citado grupo de medidas impulsadas en el país y que resulta algo favorable al terminar el año, es el de la Banca de Fomento Agrícola, la cual representa un incentivo y un respaldo económico para los productores y ya muestra un impacto en la provincia, aunque prevé ampliarse en 2022.

Nadia Márquez Capón, jefa del Departamento de Economía en la territorial Delegación de la Agricultura, explicó que al cierre de 2021 se han beneficiado con las medidas 22 productores camagüeyanos, entre ellos bases productivas y entidades estatales que recibieron financiamientos, con tasa de interés del 1,5 por ciento, de la cual el deudor tributa solo el 50 por ciento y la otra parte la asume el presupuesto del Estado.

Entre los cultivos priorizados se destacan los renglones de la ganadería, estos últimos con financiamientos destinados a la mejora y ceba de bovinos, y también el arroz, con más de 31 millones de pesos entregados.

Al cierre del 21 de diciembre, se han autorizado por concepto de créditos, más de 90 millones 087 mil pesos provenientes de la Banca de Fomento Agrícola, y se preveía terminar el 2021 con 100 millones de pesos asignados a agricultores de estos dominios.

El país aprobó un total de mil 800 millones de pesos a fin de fomentar la producción de carne de cerdo, de ganado vacuno, el arroz, plátano, guayaba y la yuca, y recientemente se incluyeron el frijol, la papa y cultivos protegidos como tomate y pepino.

La Delegación Provincial de la Agricultura en Camagüey y sus dependencias tienen ante sí para el 2022 los desafíos de lograr que los productores aprovechen al máximo esta posibilidad como fuente de financiamiento, a partir de un mayor acercamiento y orientación a los agropecuarios, labor en la cual también participan las entidades bancarias y otras implicadas en los procesos.

Por otro lado, el organismo trabaja para insertar a más campesinos a este programa que busca el incremento de producciones agropecuarias esenciales en la provincia de mayor extensión territorial en Cuba, en beneficio de la economía local, nacional, y sobre todo de la alimentación de la población.

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio

Código de seguridad
Refescar