Discos de Cuba: esa Flauta (+Video)

Memorables flautistas que dentro de la música popular en Cuba han hecho verdadero alarde de virtuosismo, se concentran en los labios y el instrumento de Orlando Valle "Maraca", como si se tratase de una impregnación espiritual.

Memorables flautistas que dentro de la música popular han hecho verdadero alarde de virtuosismo, se concentran en los labios y el instrumento de Orlando Valle "Maraca", como si se tratase de una impregnación espiritual.

El aire que exhala el consagrado músico lleva notas de Antonio Arcaño, Richard Egües, Belisario López, Pancho el Bravo, Roberto Ondina o José Antonio Fajardo.

Una aproximación al CD-DVD Esa Flauta, nominado en la Feria Internacional de la Música, Cubadisco 2020-2021, nos permite extraer de los mismos labios, palabras que, si acercan bien la mirada, también se reciben en forma de melodía.

Lea

-- Este es el homenaje de un ejecutante y compositor que también está consagrado frente a las audiencias, la crítica y al instrumento. ¿Cómo surge la idea de Esa Flauta?

"Es una idea que tenía hacía rato, donde quería hacer un homenaje a la flauta cubana, que es mi instrumento, y que, además, he conocido de la existencia triunfal de los principales creadores de la música nacional que han sido sus cultores.

"El periodista Emir García Meralla en algún momento me preguntó si yo tenía algún proyecto que quisiera hacer. Yo estaba embullado porque habíamos grabado con Rembert un homenaje a Richard Egües. Cuando le conté de esto, le encantó. Él mismo se encargó de ir a la EGREM, y Élsida González, la productora ejecutiva, enseguida se enamoró de la idea.

"Así surgió Esa Flauta, luego de las reuniones y de integrar al equipo, más mi grupo Otra Visión. José Manuel García fue quien lo registró para el audiovisual, y se sumó el refuerzo de cuerdas, percusión, bajo, piano. Fue maravilloso el trabajo".

-- ¿Qué papel crees que ha jugado la flauta en el desarrollo de la música popular y sus diversos géneros, partiendo del hecho de que en sus orígenes estaba destinada a formatos más sinfónicos?

"Ten en cuenta que es el instrumento más antiguo de la historia de la humanidad. La flauta tiene cerca de 43 mil años, cuando la percusión tiene apenas 10 mil. En unas cuevas en Alemania fueron encontrados restos de huesos que datan de esa época, y que son consideradas las primeras flautas hasta ahora.

"El instrumento ha jugado un papel dominante en la música cubana. Era la voz cantante en las orquestas charangas de la música popular como el danzón. El primero de ellos quizás no tenía, pero después sí se estableció como el papel que luego jugaron los cantantes líderes. Antes del danzón cantado, esas improvisaciones las hacía la flauta. Y los coros, que eran los cantantes, hacían unísono. Después, como se sabe, se fue enriqueciendo con baile, o sea, fue evolucionando.

"Hay algunos formatos donde la flauta fue excluida por cosas de la música misma, como los conjuntos que tenían cuatro trompetas y los jazz band que tenían saxofonistas que tocaban flauta. Así hubo varios formatos donde tampoco había: sextetos, septetos.

"Yo he tratado modestamente de quitar eso, porque son músicas que me gusta hacerlas, y las he hecho en discos míos. Yo llegaba a un grupo a probarme, y me preguntaban “qué saxofón tocas” y yo respondía “No, no. Yo soy flautista”. Luego demostré que en formatos grandes y pequeños el instrumento podía funcionar perfectamente. En su momento fue reconocido hasta en publicaciones especializadas en Estados Unidos e internacionales en sentido general".

-- El jazz y Maraca forman un binomio perfecto, sin desdeñar otras influencias de la rica historia de la flauta y las integraciones. Sin embargo, en Esa Flauta quisiste dar otra vuelta de tuerca a las posibilidades del instrumento.

"En efecto, Esa flauta no es un CD-DVD de jazz. Yo quería originalmente hacer un disco de charanga. Pero la flauta es más que eso. Aquí propongo cosas más hacia el futuro. Por ejemplo, hay un tema con un DJ donde también están César López y Emilio Martiní. Hay otros temas que son más jazz latino, como Alena.

–una canción de cuna dedicada a mi hija- y Flauta sin fronteras. Los otros son en formato charanga, más populares. Hay una cosa que es más clásica junto a mi profesor Antonio Pedroso, llamada Tumbao a lo Paganini, que lo dedico al gran flautista cubano Roberto Ondina".

-- Nominado en la categoría de Tradicional Variado del área Tradicional, Esa Flauta está optando por el premio Cubadisco junto a Rembert Egües, David Álvarez, Marcos “El Brujo” Fernández y el Septeto Moneda Nacional. ¿Cuáles son las expectativas de esta producción EGREM?

"Es un honor estar al lado de esos grandes artistas. El asunto de los premios es un poco subjetivo. Son varios jurados especializados, yo mismo he pertenecido al jurado del Cubadisco. Cualquiera que gane será bueno, porque todas son producciones que llegaron allí por una razón. Es un premio estar nominado, aunque siempre digo, yo no trabajo para premios".

-- Los siempre acertados y profundos criterios de Pedro de la Hoz le dan sustento y fundamento a un disco que más que homenaje constituye una clase magistral. Sus notas discográficas están nominadas al Cubadisco 20-21. ¿Cómo llegó a la producción el destacado periodista?

"Tanto Élsida González como yo coincidimos en que el más indicado era Pedro de la Hoz, porque conoce muy bien mi obra, y mucho de música cubana. Para nadie resulta un secreto que es un gran periodista y analista; y sus criterios son muy acertados. Le di la información que tenía, y él en seguida se conectó con este proyecto, y se interesó muchísimo.

"Como decimos nosotros, le metió el corazón, y eso está reflejado en su nota que es brillante. Le envío una felicitación enorme a Pedro, que también está nominado al Cubadisco en la categoría de Notas Discográficas".

-- El mismo de la Hoz cita a Richard Egües cuando te denominó “la flauta del siglo XXI”. ¿Eres consciente del inmenso reconocimiento y empuje que significa tu virtuosismo frente a continuadores, admiradores e interesados por el instrumento?

"Yo tuve la dicha de trabajar con Richard. Grabó en mi primer disco, y grabamos juntos un proyecto que se llamaba Havana Flute Summit con Jane Bunnett y Celine Vallé. Él decía que José Luis Cortés “El tosco” y yo éramos sus niños. Y en su último disco, Homenaje, un fonograma que es más de flauta y charanga, fui invitado a grabar. Para mí, un honor, porque fue uno de mis pilares, mi ídolo, mi patrón a seguir. La flauta cubana no se puede desligar de Richard. Fue una cosa extraordinaria, y además estaba muy adelantado a su época.

"Ese calificativo al que haces referencia y que Pedro menciona en sus palabras para Esa Flauta, lo comprometen mucho a uno. En realidad, yo no he hecho otra cosa en mi vida que tocar flauta, y por más de 40 años. Creo que Cuba tiene también otros grandes flautistas, y hay grandes perspectivas para el instrumento. Hay ahora mismo muchos jóvenes cultivando la flauta en varios géneros.

"Me siento halagado, y además comprometido a seguir luchando por ella, y por Cuba. Y para colmo, este Cubadisco es más difícil porque tiene dos años en uno por la pandemia. Por consiguiente, la calidad es mayor".

-- Qué ha hecho Maraca en este último año, además de mimar a su pequeña Alena, y la vida familiar. Sé que Marah Góngora, tu esposa, hizo las fotos del disco, y también ha estado trabajando incansablemente como presentadora en el Canal Caribe.

"He estado haciendo presentaciones online, conciertos. Me han invitado a muchos eventos por esa misma vía, y he concedido entrevistas masivas, conferencias de prensa, clases magistrales. En el pasado Jazz Plaza hicimos un concierto Estamos Contigo con un gran flautista puertorriqueño, Néstor Torres. Él, desde su casa en La Florida, y yo desde aquí, desde la mía.

"Marah y yo somos prácticamente los profesores de la niña. No es fácil para un niño estar en la casa en este tiempo terrible. La repasamos luego de ver las teleclases. Alena vivió todo el proceso de grabación de Esa Flauta, que preparamos desde el verano de 2019. Incluso yo estaba haciendo los arreglos y las composiciones y me decía “papá, esa no me gusta” o “no suena igual” y me iba dando ideas. Incluso, La niña quiere churrito, el último tema del disco, está inspirado en ella.

Siempre que salíamos de casa me pedía que le comprara churros. Cuando se acabe la pandemia, podré comprarle más, pero a lo mejor, habrá crecido un poco, y otras cosas pedirá".

Artículo relacionado:

Anuncia la Egrem lanzamiento de disco y concierto online dedicados a la flauta

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio

Código de seguridad
Refescar