All for Joomla The Word of Web Design

Patas de puerco, entre el paladar y la salud

0-22-patas-de-cerdo.jpg

Amadas por unos y vistas con recelos por otros, las patas de puerco cocidas sin dudas constituyen un plato que bien elaborado cautiva a los comensales; y en Cuba goza de popularidad sobre todo debido a la tradición legada por generaciones anteriores.

Con variedad de formas de preparación sobresale, además, por tratarse de un alimento muy saludable para todas las edades y de grandes propiedades nutricionales, como es el caso de su contenido de hierro, proteínas, calcio, potasio, yodo, zinc, carbohidratos, magnesio, fósforo, sodio y las vitaminas A, B1, B2, B12, D, E y K.

De acuerdo con publicaciones especializadas su consumo pudiera ayudar a superar el estrés y la depresión; en tanto es recomendable en periodos de embarazo, lactancia, luego de intervenciones quirúrgicas o durante etapas de convalecencia por su alto contenido de vitamina B1.

Manos de cerdo, manitas de cerdo, patita de chancho en Perú o paticas de cochino en Venezuela, también se aconseja su ingestión en el caso de personas alérgicas al marisco, pescado, huevo o frutos secos; para los celiacos, intolerantes a la lactosa, diabéticos y niños.

Bondades para los huesos, articulaciones, el crecimiento de las uñas y el cabello descuellan entre los beneficios del consumo de patas de puerco señalados por no pocos medios de prensa y revista digitales.

Pero quizás la principal propaganda en torno a ese plato recaiga en su aporte de colágeno, proteína encargada de “rejuvenecer” o evitar que la piel se dañe, teniendo en cuenta que cubre un 25 por ciento de la masa total de las proteínas de los mamíferos.

Otros sitios consultados apuntan que contienen una cantidad significativa de grasa, de ahí el inconveniente de optar por ese alimento en dietas de control de peso o en todo caso, comerlo de forma muy contenida.

Asimismo, refieren que el colágeno presente en él cuesta digerirlo y aconsejan por tanto realizar una caminata luego de su ingestión.

Lo cierto es que ya sea al horno, asadas o en salsa, las patas de puerco constituyen una atractiva oferta culinaria y sin muchas complicaciones para su adquisición, pues pueden encontrarse en mercados estatales o puntos de venta privados.

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar