All for Joomla The Word of Web Design

¡Golazo a balón parado de la medicina cubana en Turín!

 

1407-CRISTI.jpg

La ayuda médica desinteresada cubana por todo el mundo en tiempos de COVID-19, se roba por estos días no solo los cintillos de prensa que la están proponiendo para recibir, con total justeza, el Premio Nobel de la Paz.

Ese reconocimiento por el veloz “prepara las maletas y anda” de la brigada Henry Reeve, baluarte de la salvación de muchas vidas y la prevención del contagio en un sinnúmero de naciones, también ha llegado a lo más profundo de un equipo histórico del fútbol italiano como lo es la Juventus de Turín.

Atónitos quedaron los integrantes de la brigada sanitaria de la Isla que se ufanaron por eliminar la nefasta pandemia en esa  urbe italiana, una de las más afectadas por el virus. De forma inesperada en medio de tanto trabajo profiláctico, pero de muy buena fe, llegaron a ellos un grupo de camisetas del club, que exhibían en la espalda nada más y nada menos que el nombre del crack portugués Cristiano Ronaldo (CR7), quien las había firmado. ¡Menudo regalo!

Ni jugadores ni directivos pudieron asistir a la entrega y al intercambio con los especialistas cubanos, ya que se lo impide el protocolo sanitario impuesto por la Vecchia Signora en estos momentos, en los cuales lidera la tabla de posiciones del Calcio y persigue su noveno Scudetto de manera consecutiva.

Pero la frase del estelar delantero luso cuando supo quiénes recibirían su camiseta, habla por sí sola del amor y respeto que se ha granjeado esta brigada en Turín: “Si son para los médicos cubanos, sí”.

Pronunciada por Ronaldo, es una muestra más de sus tradicionales actos de filantropía. Recuérdese que, a inicios de la pandemia, donó cuatro millones de dólares para equipar por completo cuatro unidades de cuidados intensivos en su natal Portugal. Entonces, no solo anida goles de todo tipo de facturas en porterías rivales. Y eso lo hace más seguido a nivel mundial.

Como era de esperar, esta noticia de las camisetas de la Juventus firmadas por CR7 ha sido interpretada a su mezquina manera por quienes intentan desacreditar el humanismo y la solidaridad inherentes a la ayuda médica que presta el Minsap cubano para detener la COVID-19.

En aras de criticar el reconocimiento de Cristiano a los colaboradores cubanos presentes en Turín, en muchas redes sociales se aprecia el contrapunteo utilizado entre esta acción y otra en la que se vio enrolado su eterno “rival”, Lionel Messi, el delantero argentino del Barcelona español.

Esa pléyade de inadaptados considera que Messi sí es un ejemplo a seguir –y no Ronaldo-, porque no vino a Cuba para recibir el premio de la Agencia Prensa Latina, cuando fue escogido como Jugador del Año en 2011. Mentirosos y oportunistas. Todos saben que la verdadera razón por la cual el pequeño atacante sudamericano no pudo venir fue la gran cantidad de partidos que tuvo durante todo el año.

Al regresar a la Patria, la brigada médica cubana presente en Turín lo hará con dos grandes regocijos: la satisfacción del deber cumplido  y traer en el equipaje la camiseta del estelar jugador dueño de cinco Balones de Oro, que podrán vestir o regalar a alguno de los tantos hinchas que tiene CR7 en nuestra tierra.

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar