Reina y su pasión por la microbiología

 

1102-Reina-ok.jpg

Artemisa,11 feb(ACN) El mundo celebra hoy el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia con un reconocimiento oportuno y merecido a todas las mujeres que participan en la lucha contra la COVID-19 que en el caso de Cuba tienen un gran protagonismo.

Según el sitio https://www.cubahora.cu/ciencia-y-tecnologia/cuba-mujeres-en-la-ciencia-infografia hasta 2018 el 53 por ciento de los trabajadores vinculados al sector de la ciencia en Cuba son mujeres así como el 79 por ciento de los profesionales de la salud, Biología y Química son las ciencias aplicadas más escogidas por las féminas y Matemática y Física las menos.

Reina Isabel Torres Reina con ser investigadora, y esta pasión la llevó a la microbiología, una espacialidad que la relacionó con el mundo de los organismos sólo visibles a través del microscopio, de la cual se graduó como técnica en 1980 y más tarde de licenciada, en entrevista a la ACN reconoció que está muy orgullosa de la especialidad escogida.

Nació en La Habana y era pequeña cuando su familia se trasladó a Guanajay. Su vida profesional la llevaría al laboratorio de microbiología de la capital artemiseña y al Hospital Ciro Redondo, también en Artemisa, al hospital habanero Hermanos Amejeiras, a la dirección de epidemiologia de Artemisa y al hospital José Ramón Martínez, en Guanajay.

Reina Isabel también adquirió experiencia en la planta de derivados de la placenta, perteneciente al Centro de Histoterapia Placentaria, de la cual fue fundadora. Allí laboró durante 20 años en el laboratorio de control microbiológico.

Además, pasó un curso de parasitología exótica en el Instituto de Medicina Tropical Pedro Kouri (IPK), trabajó en ese departamento de la propia institución y luego cumplió misión en Angola en la esfera de Control Sanitario Internacional cuando solo contaba con 20 años de edad.

El amplio currículo y la experiencia como microbióloga avalaron la selección de Reina como una de especialistas para trabajar en el laboratorio de biología molecular que se inauguró el primero de noviembre de 2020 en el policlínico docente Orlando Santana Valdés, ubicado en Mariel, de vital importancia en la lucha contra la COVID-19, y con amplia presencia de mujeres en el análisis de los PCR.

Aseguró la microbióloga que esta oportunidad le ha permitido consolidar sus conocimientos en virología, amar más a su carrera y ser una de las muchas mujeres que cumplió el sueño de ser científica o al menos desempeñarse en el campo de las ciencias aplicadas.

El triunfo de la Revolución el primero de enero de 1959 abrió nuevas posibilidades a la mujer cubana. Desde entonces cuentan con políticas de inclusión social y de participación en el desarrollo científico, económico, social y político del país que les han permitido aspirar a una carrera científica y materializar este anhelo, como le ocurrió a Reina.

Hoy se celebra el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, iniciativa que promueve el acceso y la participación plena y equitativa en la ciencia para las mujeres y las niñas. Este día recuerda a los gobiernos del mundo que las mujeres y las niñas desempeñan un papel fundamental en las comunidades científicas y por tanto su participación debe garantizarse.

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio

Código de seguridad
Refescar