All for Joomla The Word of Web Design

Exportar y encadenarse con la producción nacional, aspectos claves para el sector empresarial

 

1410-ALEJANDRO.jpg

La Habana, 14 oct (ACN) En un contexto de unificación monetaria y cambiaria, el sector empresarial cubano se enfrentará a grandes retos a partir del aumento de los costos de las importaciones, ante lo cual, encadenarse con la producción nacional e incursionar o incrementar las exportaciones resultará esencial.

Alejandro Gil Fernández, viceprimer ministro y titular de Economía y Planificación, destacó hoy en el espacio radiotelevisivo Mesa Redonda que si no se logra la recomposición de las producciones propias del país y se mantiene el nivel actual de adquisición de productos en el exterior, eso se va a expresar mucho en los precios.

La devaluación de la moneda va a dar más competitividad a los productos nacionales y va a dar mayor naturalidad a las relaciones entre empresas, y de esa manera los productores del país tendrán más oportunidad de entrar en un mercado que ahora está copado por las importaciones, sentenció.

Esto, al mismo tiempo, funciona como una medida para detener un acelerado crecimiento de los precios, afirmó Gil Fernández.

Precisó que hay, además, otras medidas que buscan más autonomía y competitividad para que los productores nacionales estén en mejores condiciones para el ordenamiento monetario, y eso está relacionado también con la descentralización de mecanismos de acceso a la divisa.

Se mantendrá una planificación centralizada, que significa tomar decisiones a nivel central de los principales aspectos económicos del país, incluyendo el desarrollo, mencionó.

Marino Murillo Jorge, jefe de la Comisión de Implementación y Desarrollo de los Lineamientos, explicó que la sobrevaloración del peso cubano respecto al dólar tiene un efecto negativo en el sistema empresarial, pues, por ejemplo, abarata los costos de los bienes que se adquieren en el mercado internacional.

Señaló que con la devaluación los exportadores tendrán más beneficios porque tendrán más ingresos por ese concepto y por el uso de materias primas nacionales.

No nos podemos asustar porque una empresa exportadora distribuya muchos salarios medios al final de año por las utilidades, hay que cambiar la manera de pensar; hay empresarios muy inteligentes que inmediatamente se van a acomodar a este sistema, dijo.

La riqueza de un país tiene dos fuentes, la oferta global (Producto Interno Bruto + Importaciones) -se mueve en 65 mil 75 mil millones-, pero de ahí hay que dedicar una parte para invertir y no se puede dedicar todo al consumo, por eso el desarrollo casi todo el mundo quiere hacerlo con inversión extranjera, subrayó Murillo Jorge.

De esa oferta global, lo que menos componente de divisas tiene son las producciones nacionales, por eso es necesario que respondan, añadió.

Informó que han estado capacitando a todo el sistema empresarial para enfrentar este proceso, supera las 20 mil personas involucradas y han llegado hasta nivel de base.

Artículos relacionados:

Tras el inicio del ordenamiento monetario, se mantendrá libreta de abastecimientos en Cuba

El trabajo por cuenta propia en Cuba ante el ordenamiento monetario

Esclarecen comportamiento del salario en Cuba tras el inicio del ordenamiento monetario

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar