All for Joomla The Word of Web Design

Agradecen santiagueros diversificación de alimentos que llegan desde el Caney

 

2005-empresa-caney.jpg


La Habana, 20 may (ACN) En momentos en que el enfrentamiento a la COVID-19 eleva la demanda de alimentos en casa, los santiagueros agradecen que, junto a las tradicionales frutas del Caney, lleguen ahora, desde la referida zona, las viandas, hortalizas y producciones de una minindustria, aportadas por la comunidad agroforestal Hermanos Marañón.

La oportuna entrega responde a los resultados iniciales de un proyecto concebido por el General de Ejército Raúl Castro Ruz, Primer Secretario del Comité Central del Partido, quien hace año y medio dispuso la transformación de las instalaciones del entonces Instituto Superior del Ministerio del Interior, en esta nueva estructura productiva que mantiene el nombre del centro académico, informa el periódico Granma.

Isidro Ávalos Alonso, al frente del programa encomendado a la Empresa Agroforestal Gran Piedra-Baconao, señaló que, conocedor de las potencialidades del lugar, el compañero Raúl centró su objetivo en el fomento y la reforestación de todo el macizo montañoso Caney-Canasí-Gran Piedra, tanto de árboles frutales como maderables.

Debido a que la complicada situación fitosanitaria de esta serranía implica previamente el saneamiento y la conservación del suelo, al quedar en óptimo estado asumimos la otra misión de intercalar en esas áreas, donde demorará el pleno desarrollo de los bosques, los cultivos de ciclo corto que proporcionen alimentos a la población, dijo.

Para asegurar la fuerza de trabajo en el sitio, distante a más de 10 kilómetros de esta urbe, varios bloques de las otrora edificaciones docentes de tres y cuatro niveles se convirtieron en 82 apartamentos, donde entre los más de 200 residentes no menos de dos adultos por familia están integrados laboralmente a la estratégica encomienda.

Seguidos muy de cerca por la dirección del Partido y el Gobierno en la provincia, así se han plantado ya alrededor de 70 hectáreas de cedro, eucalipto, acacia, algarrobo, en todas sus variantes, y otras especies, a una distancia que entre ellas permite obtener el boniato, las calabazas y hortalizas, enviadas en medio de la contingencia a los mercados asignados en Santiago.

La primera de las tres casas de tapado suministra posturas de alta calidad, a la vez que en canteros se garantizan tomates, ají, cebolla, col, acelga, zanahoria y otras hortalizas y condimentos al círculo infantil, a los pobladores y a las producciones en conserva, mientras que en breve contarán con cuatro naves para la crianza de pollos y pavos de ceba.

Denominada Corazón del Caney, en el valle resalta la minindustria de tecnología de punta perteneciente en su caso a la cooperativa de crédito y servicios Mártires del Caney, cuyos asociados señorean la producción de mangos, zapote o mamey, anón, tamarindo, guayaba, níspero, marañón y demás, del emporio en frutales.

Murelia Suárez Olivares explicó que al colectivo, integrado por nueve mujeres y cinco hombres, nunca le ha faltado esa materia prima natural, en ocasiones alternada con tomates, fruta bomba y plátano burro, para en general elaborar mermeladas, pulpas, néctares, puré, salsas, vinagre y tostones prehidratados, comercializados en envases de distintos formatos en mercados Ideales.

Para el 2023, enfatizó Ávalos Alonso, fijó la dirección del país la concreción del programa integralmente, pero este valioso aporte de alimentos a Santiago de Cuba y las iniciativas que en cada visita surgen nos hacen pensar mucho en grande, pues corrobora a la vez el acierto del General de Ejército de que “sí se pudo, sí se puede, y siempre se podrá”.

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar