All for Joomla The Word of Web Design

COVID-19: buen control, pero sin confianza en Santiago de Cuba

0-18-santiago-de-cuba.jpg

Santiago de Cuba, 18 sep (ACN) Con 142 jornadas sin casos autóctonos de COVID-19, Santiago de Cuba exhibe buen control de la enfermedad, pero evita los excesos de confianza ante el rebrote de la pandemia en varias provincias, algunas de ellas cercanas al territorio suroriental.

Luis Ricardo Manet Lahera, director provincial de Higiene y Epidemiología, dijo a la ACN que mantienen las pesquisas activas en busca de personas con síntomas respiratorios, la vigilancia a los viajeros provenientes de otras localidades y el fortalecimiento de la evaluación termométrica a los pasajeros en los puntos de fronteras intermunicipales e interprovinciales.

El especialista afirmó la existencia de centros de aislamiento en los nueve municipios santiagueros, porque a pesar de la estabilidad epidemiológica de los últimos meses no descartan la aparición de algún caso positivo, lo cual requiere la separación de todos los contactos determinados durante el control de foco.

Desde el punto de vista asistencial puntualizó que el hospital Ambrosio Grillo, ubicado en el poblado El Cobre, asumirá la atención de los pacientes confirmados y sospechosos de mayor riesgo con el virus SARS-Cov-2, causante de la COVID-19, mientras el de Veguita, en la carretera de El Caney, acogerá a los contactos de los pacientes diagnosticados con el padecimiento.

Manet Lahera enfatizó en el trabajo conjunto de las autoridades políticas, gubernamentales y sanitarias de la provincia en pos de preservar la salud de la población, e insistió en la importancia del uso obligatorio del nasobuco, el distanciamiento físico y la correcta desinfección de las manos y pies en los pasos podálicos, únicas vacunas de la enfermedad hasta el momento.

Según datos recientes del Ministerio de Salud Pública, alrededor del 70 por ciento de los diagnosticados con el virus en el archipiélago transitan de forma asintomática la patología, y ello indica la presencia del virus patógeno que la causa en cualquier parte, de ahí la significación de cumplir las disposiciones que regulan, sobre todo, el empleo de la mascarilla.

En cuanto a los análisis para el diagnóstico diferencial de los enfermos, el epidemiólogo aseguró la culminación del adiestramiento del personal del laboratorio de virología, encargado de incrementar el número de muestras procesadas por PCR en tiempo real, de 282 a 376.

Este aumento ofrece mayor oportunidad en la detección de la COVID-19 y el desarrollo del control de foco en cualquiera de las cinco provincias orientales, como parte del protocolo sanitario establecido para la pandemia.

Hasta la fecha Santiago de Cuba transita por la tercera fase de recuperación pos-COVID-19 sin complicaciones, aunque ello no debe implicar descuidos ni excesos de confianza porque el SARS-Cov-2 se convirtió en un enemigo al acecho permanente.

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio


Código de seguridad
Refescar