Casa grande del campesino debe ser la sede de la ANAP (+Fotos)

0116-Matanzas-1.jpg

Jovellanos, Matanzas, 16 ene (ACN) Legitimar a la sede de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (ANAP) como casa grande del campesino, constituye prioridad para la dirección de esa organización en esta localidad, en saludo al XII Congreso del sector.

Dairenys Bell, miembro del Buró de la ANAP en Jovellanos, que atiende la esfera Agroalimentaria, explicó que el venidero día 24 sesionará la asamblea XII Congreso de la organización en el municipio, motivación esencial para fortalecer los vínculos entre la membresía.

Como tareas de prioridad para el sector cooperativo campesino se ratifica la producción de alimentos a pesar de las dificultades que afronta el país con los insumos debido al recrudecimiento del bloqueo económico de Estados Unidos contra la Isla, añadió Bell.

Instar al enfrentamiento a las ilegalidades y fortalecer el funcionamiento de las organizaciones de base de la ANAP, ocupa además a los integrantes de la asociación campesina conscientes de la alta responsabilidad del sector.

Roberto Sánchez Serrano, destacado productor de leche que como promedio acopia unos 600 litros diariamente, confirmó su disposición a participar en la asamblea que constituirá oportuna cita para insistir en la importancia de no desviar las producciones.

Se explica en http://www.revista.anap.cu que la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños, a través de su labor política e ideológica como organización de masas, tiene la responsabilidad de lograr una mayor influencia en los resultados que alcanzan las Cooperativas de Producción Agropecuarias (CPA) y las Cooperativas de Créditos y Servicios (CCS).

El XII Congreso de la ANAP, previsto en mayo venidero, constituirá escenario para el debate crítico y transformador sobre temas medulares como la aplicación de la ciencia, la técnica y la agroecología; las relaciones de trabajo integrado y la defensa de las conquistas de la Revolución.

0116-Matanzas-2.jpg

Escribir un comentario

No se admiten ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los comentario que incumplan con las normas de este sitio

Código de seguridad
Refescar